Monseñor Hugo Santiago, obispo de la Diócesis visitó este miércoles la parroquia San Juan Bautista que el próximo 24 de junio va a estar celebrando sus 100 años de vida. En dialogo con este medio dijo lo siguiente:

"Es un gusto venir en la novena y celebrar la misma, poder compartir la visita en este momento especial de la parroquia San Juan Bautista" dijo Monseñor Hugo Santiago. 

"Yo vengo de una zona de inmigración. Por el tipo de capilla que se construyó me animo a adivinar que esta capilla la construyó la inmigración italiana. Creo que acá hay mucho de la fe de los inmigrantes y de su fe a la hora de llegar para hacer la América" indicó. 

"Nuestro compromiso es transmitir los valores del evangelio y mostrar que hay un futuro" explicó. 

"Es la primera vez que estoy en Ramallo, les propuse que trabajemos sobre la ecología humana, en un mundo que está muy crispado, muy critico, tenemos que ir hacia una ecología humana, que la gente se sienta bien tratada, es uno de los desafíos que tenemos en el mundo hoy" manifestó. 

"Estamos en un momento critico, yo vengo de Corrientes que es una provincia pobrísima, acá hay trabajo, la gente se viene del interior buscando trabajo y mucho al no lograrlo queda en situación de pobreza. Hay que estar muy atentos para que esas personas tengan educación, salud y oportunidades porque sino caen en la droga, en la violencia, el desafío de hoy es como poder darle oportunidades a la gente" reflexionó. 

"La droga incentiva la violencia y es uno de los grandes problemas que tenemos que resolver" señaló el obispo. 

A la hora de definir de que manera la iglesia puede colaborar expresó "la iglesia puede hacer su aporte, a través de Caritas y de diferentes formas. Con planes de alfabetización integral, por ahí pasa la dignidad humana". 

Compartir

Comentarios