Un vandálico episodio que puso en riesgo la integridad física de los tres ocupantes que se movilizaban en el Fiat Palio color gris se produjo este martes en Avenida Jorge Newbery y Rivadavia de Villa Ramallo alrededor de las 19 horas.

Un sujeto, presumiblemente menor de edad, con una gorra y campera –según información que se conoció posteriormente-- arrojó una piedra contra la luneta del Fiat que circulaba por las calles mencionadas. El impacto produjo un estruendo y sorprendió a los dos niños que viajaban en el asiento trasero.

Tras el momento de shock que produjo el episodio pudieron constatar que solo se habían producido daños materiales y que de milagros nadie terminó lastimado. 

Hasta el momento no hay detenidos.   

 

Compartir

Comentarios