Enero fue un mes de quejas por parte de los vecinos de Villa Ramallo. Consideraban que los servicios no se estaban prestando como deseaban. Previo al aniversario el Intendente Gustavo Perie le dijo a este medio que le había pedido al Secretario de Hacienda Contado Pablo Acosta, a medida que ingresa dinero fuera destinado a las delegaciones.

 

 

 

 

El mes que pasó estuvo marcado por mensajes a los medios de comunicación y publicaciones en las redes sociales con una serie de reclamos vecinales ante lo que consideran una mala prestación de los servicios públicos. Esto se repitió en todo el partido, pero se reiteraban en Villa Ramallo. Desde el gobierno explicaron que no contaban con la maquinaria necesaria para realizar los trabajos, pero que de a poco lo van a ir haciendo.

 

En los primeros días de febrero, la Delegación municipal de Villa Ramallo comenzó a realizar tareas por los distintos barrios.

 

Esta semana que pasó comenzó en el barrio La Laguna, realizando el mantenimiento y mejoras de las calles y espacios públicos. Las maquinas trabajaron en calle Fray Luis Beltrán y continuaron con la limpieza y cambios de tubos de desagües en la María de Alvear y Obligado.

 

“Pudimos conseguir fondos y estamos saliendo por barrios, este lunes comenzamos por el barrio La Laguna, reparando las calles, empezamos por calle Beltrán retirando el material que estaba colocado, además hicimos limpieza de cunetas, colocamos tosca, rap y escoria. También estamos manteniendo los espacios verdes, poda de árboles para levantar las copas para que haya buena visión” informó Cesar Costoya.

 

Por otro lado, trascendió que la empresa Ternium va a colaborar con escoria para mejorar las calles de tierra y de esta forma puedan estar en mejor estado.

 

Costoya explicó: “estamos pasando por el barrio para hacer limpieza, la idea es ir de barrio en barrio trabajando en el mantenimiento. Además le pedimos al vecino que nos acompañe, colaborando con limpieza, por eso le pedimos que no saquen ramas y residuos después de que hayamos pasado, le pedimos ayuda para mantenerlo”.

 

El delegado de Villa Ramallo, se mostró molesto con los propietarios de lotes que no cortan el pasto y con los vecinos que sacan ramas y bolsas de residuos orgánicos a la vía pública. “La tarea de la municipalidad es limpiar la vía pública no la mugre que sacan los vecinos que nos les interesa nada y la dejan afuera de su casa”

 

Costoya explicó que estas tareas se enmarcan dentro de una programación de trabajo, “desde la Delegación pasamos de atender los reclamos a programar las intervenciones en cada barrio, vamos a estar dos semanas en cada barrio. Desde este lunes acá, en La Laguna, dentro de 15 días vamos a Don Antonio, después Las Ranas, Escuela Técnica, y así vamos recorriendo cada barrio. Mientras tanto seguimos con las tareas paralelamente en toda la ciudad”.

 

Después el funcionario municipal reconoció que “es lógico que haya  vecinos que están molestos, pero no nos dejaron nada. Apenas dos desmalezadoras”

 

Sobre este punto desde la delegación municipal respondió que de manera paulatina se está intentando darle respuesta a todos los vecinos: “Nos vamos a equipar y vamos a cumplir con la limpieza y los servicios barrio por barrio de eso no tengan dudas”

 

Después resaltó que “vamos a fortalecer el trabajo de mantenimiento en las plazas y al mismo tiempo intentamos darle respuesta a los vecinos que se acercan para reclamar que se corte de césped en terrenos que tienen dueño. Son muchos los terrenos que se encuentran bajo inmobiliarias y que no hacen los correspondientes mantenimientos y esto a nosotros nos complica un montón, porque en esta época el pasto crece muy rápido y tenemos que ir nosotros a limpiar algo que no nos corresponde. En estos casos le solicitamos al que reclama la firma del acta correspondiente de habilitaciones y así seguir todo el circuito legal donde le llega la multa al dueño”

 

“Les pedimos un poco de paciencia…”

 

 “Estamos tratando de cubrir toda esta situación, pero no contamos con las herramientas necesarias y estamos tratando de firmar contratos nuevos con proveedores de corte de pasto. Por eso le pedimos a los vecinos que nos tengan un poco más de paciencia que ya vamos a estar llegando a cada lugar de la localidad” reiteró.

 

 

Después el funcionario municipal dijo que “de quince moto guadañas con las que contábamos solamente dos están utilizables y estamos a la espera de poder firmar los contratos con proveedores para que se hagan cargo del trabajo”.

 

 

En el tramo final Costoya apuntó contra la administración anterior sobre el estado en el que encontraron el parque automotor: “En la delegación había cuatro camiones para recolectar los residuos domiciliarios y los residuos vegetales, pero solamente funcionaba uno para prestar cada servicio. De tres camionetas que había sólo queda una. Este es el parque automotor que tenemos, entonces el servicio que tenemos que cumplir en villa no lo podemos realizar al 100%”.

Compartir

Comentarios