La historia final del banco francés en Villa Ramallo es un fiel reflejo de lo que sucede en la economía a nivel país. La entidad crediticia que había regresado tras una primera salida logró quedarse con un porcentaje importante del mercado productivo a nivel local. Para comerciantes y emprendedores se había transformado en una herramienta económica más que importante, muchos de ellos habían encontrado en esta banca privada --la única en el partido de Ramallo-- la posibilidad de establecer y estrechar lazos para avanzar con los servicios financieros que ofrece la institución.

      Grande fue la decepción al enterarse que el 31 de Julio fue el último día que la entidad operó en Villa Ramallo. Sin dudas deja un hueco más que importante dentro de lo que es el sistema financiero local. El banco Francés dejó operar en Villa Ramallo el 31 de julio y con el correr de los días sin dudas la situación fue generando malestar entre los usuarios y también un espacio difícil de completar desde el punto de vista de que aquellos que operaban con la entidad financiera. Hoy deben trasladarse 30 kilómetros hacia la ciudad de San Nicolás y termina siendo un incordio.   Una de las empresas más importante que opera con la entidad financiera es Ternium. De hecho tiene un banco dentro de lo que es la planta ubicada en el extremo norte del partido de Ramallo.   Para muchos comerciantes fue una gran decepción y además un dolor de cabeza que de manera inexplicable decidiera irse de Villa Ramallo, hay que tener en cuenta que los bancos fueron los que más dinero ganaron en este tiempo, uno de los sectores más favorecidos por las políticas del gobierno fue el sector financiero y sin embargo ni siquiera siendo uno de los grandes ganadores contemplaron el motivo económico y social por el cual los bancos prestan servicios y no priorizaron sus ganancias. Priorizaron su renta por sobre o sobre la situación de aquellos que utilizaban este tipo de banca.   Preguntas… sin respuestas   Una pregunta que sobrevuela tanto Ramallo como Villa Ramallo es si vendrá alguna otra banca privada, por lo pronto no se han producido novedades.   En algún momento se mencionó la posibilidad de que el banco Santander llegara a estos pagos pero todo quedó en ese cúmulo que no deja de transformarse en una versión y no es noticia porque nunca se concretó. Algunos otros señalaban que podía ser otra entidad como el Galicia, sin embargo tampoco decidieron apostar por Ramallo.   Hoy más allá de que Ramallo tiene una industria metalmecánica importante, el parque industrial Comirsa, está también un sector agrícola fuerte y en desarrollo el sector turístico que todavía tiene mucho camino por transitar la particularidad que se da es que no tiene ningún banco privado, una particularidad que no es menor y que seguramente será una tarea también de los dirigentes locales convencer a una entidad privada crediticia para que se sume a los dos bancos estatales tanto el Nación como el Provincia.

Compartir

Comentarios