Horacio Franzoni Presidente de la Filial Ramallo de Federación Agraria expresó el malestar que hay en el sector una vez que se conoció el aumento del impuesto inmobiliario rural con la aprobación del presupuesto 2018 en provincia de Buenos Aires.

"Participé de algunas reuniones y expresé mi disconformidad por la barbaridad del aumento del impuesto inmobiliarios y a eso hay que sumarle el impuesto complementario. Nosotros no lo esperábamos. No nos queda otra que pagar" indicó y agregó "ojalá que este aumento repercuta en obras más importantes que la que se están haciendo". 

"Este aumento es una barbaridad, porque el campo no está en condiciones de pagar lo que nos piden y además porque ese es un impuesto, pero hay que ver todos los impuestos que paga el campo" remarcó. 

"Hay otras provincias que han aumentado los impuestos pero no como en la provincia de Buenos Aires. El 50 por ciento es una barbaridad, es una locura" recalcó. 

"Se barajó la posibilidad de realizar medidas de fuerza pero la gente está trabajando, la gente no quiere parar quiere trabajar, el productor quiere trabajar" reiteró. 

Compartir

Comentarios